Hoy en día nuestra vida está minada por el estrés diario causado por diferentes circunstancias: trabajo, familia, pequeños problemas… por eso, cada día más gente se propone llevar una vida más saludable bien sea practicando deporte, realizando algún hobby e incluso alimentándose mejor.

Cuántas veces oímos….”somos lo que comemos”, y es cierto: una buena alimentación es muy importante para cuidar y mimar nuestro organismo.

Una dieta sana y equilibrada ayuda a que nuestros órganos funcionen mejor y así sentirnos de mejor humor y más activos. Por eso os vamos a dar unos pequeños consejos sobre los alimentos más beneficiosos para nuestro cuerpo.

El consumo de verduras, frutas y legumbres aporta una serie de minerales, vitaminas e hidratos de carbono que ayudan a generar la energía suficiente para que nuestro cuerpo afronte todas las actividades diarias, para que nos cansemos menos, rindamos mejor y tengamos un tono de piel mucho más bonito.

El consumo de pescado también es muy importante y debemos diferenciar entre el pescado azul y el pescado blanco:

– el pescado azul ( atún, sardina, anchoa, arenque, salmón, emperador, caballa,…) es aconsejable consumirlo tres o cuatro veces por semana, por su alto contenido en omega3 es beneficioso para regular la tensión arterial, prevenir la arritmia cardíaca y además tiene efectos muy beneficiosos para el aparato circulatorio así como previene la artritis.

– el pescado blanco ( merluza, congrio, lenguado, rodaballo,…) previene la osteoporosis dado su alto contenido en calcio y su aporte de yodo nos ayuda a prevenir el hipotiroidismo y lo mejor de este pescado es que es de fácil digestión. El bacalao es un pescado blanco pero en salazón tiene las propiedades del pescado azul.

La carne es un alimento rico en proteínas y grasas, es una fuente de aminoácidos esenciales e incluso un aporte de vitaminas del grupo B. El consumo de pollo y conejo es muy aconsejable por su bajo nivel de grasa, que en el caso del cerdo tiene una cantidad mayor peros su nivel de ácidos oleicos es beneficioso para nuestro organismo. La ternera es mejor consumirla de forma ocasional y con moderación.

También es muy importante beber agua ya que ayuda a hidratarnos y evita la retención de líquidos. Los lácteos son muy recomendables para evitar las osteoporosis y mantener los huesos más fuertes. Debemos evitar cocinar con  mucha sal para no tener la tensión alta y esquivar la retención de líquidos.

Espero que estos pequeños consejos os ayuden a comer más sano y manteneos en forma. Ahora que empieza la primavera animaos a salir a pasear por el campo y a hacer algo de ejercicio al aire libre.

No os olvidéis de cuidar lo más importante: a vosotros mismos.

Chony Martínez

Colaboradora Blu Spa